José Pablo Feinmann detesta los Blogs

@ 17 . abril . 2009

José Pablo Feinmann es un escritor, ensayista, guionista, docente y filósofo argentino.

En 1973 fue fundador del Centro de Estudios del Pensamiento Latinoamericano, en el Departamento de Filosofía de la UBA. Trabajó como colaborador en diversos medios periodísticos.

En esta reciente entrevista Feinmann confiesa que detesta los blogs, en sus propias palabras:

Estoy en contra del Blog. No hay pelotudo que no tenga un blog y ponelo en negrita.

La mayoría de los que escriben en blogs, un buen jefe de redacción les daría una patada en el culo.

Es cierto que un bloguer como respeto al lector debe intentar escribir con ortografía, orden y estilo, pero no por unos pocos hay que quemar a todos. Además si los lectores no gustan como escribe uno, es muy simple nunca volver a visitar dicho blog. Lo bueno de los blogs en internet es esa libertad de elección que tiene todo el mundo de leernos o NO.

DanielSemperAutor: Daniel Semper, fanático de la tecnología y sus usos sociales, cinéfilo geek, al menos veo una película por semana, innovador en Front-End y activo lector de comics. En mis tiempos libres soy ingeniero y estudio una maestría en Sidney en la universidad de UTS. Me puedes contactar en: twitter, Google Plus.
e-mail: hola @ danielsemper.com

Noticias Similares

  • Alexis Bellido

    Bueno, pero lo que dice Feinmann es muy cierto. Yo hace poco expresé mi opinión sobre porqué creo que los blogs están matando el contenido.

    Hubieron comentarios a favor y en contra. Supongo que algunos de los que estuvieron en contra son de aquellos que recibirían la patada que Feinmann menciona.

  • JWCk

    Es verdad en tanto que todos (incluido Feinmann?) somos pelotudos. Yo soy bastante pelotudo (y no es que tengo la mano chica). Y me he tentado de tentarme a imaginar poner la semilla (ínfima) es la la gran torre de babel que es la red.

  • carlos

    Hola ¿me podrian decir cual es el e-mail parsonal de Feinmann?
    Si me contestan les agradezco desde ya.
    Carlos.